22 de julio 2019
entrevistas
Ciudad de México, a 22 de julio de 2019.
Ciudad de México, a 22 de julio de 2019.
Ciudad de México, a 18 de julio de 2019.

Monitoreo Radio TV Julio 2019
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1234567
891011121314
151617 181920 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31 

Estadísticas
Visitante No:
Contador


 
comunicaciónsocial
Bolet√≠n N°. 0866 Participan en la Mesa 10 de las Audiencias P√ļblicas sobre la Guardia Nacional, especialistas en seguridad y derechos humanos

Participan en la Mesa 10 de las Audiencias P√ļblicas sobre la Guardia Nacional, especialistas en seguridad y derechos humanos

 

12-01-2019.- Acad√©micos, especialistas en seguridad nacional, del Sistema de Justicia Penal, Amnist√≠a Internacional, defensores de derechos humanos y de la Red Nacional de Refugios, participaron durante la mesa ‚ÄúSeguridad Humana y Guardia Nacional‚ÄĚ, en el √ļltimo d√≠a de las audiencias p√ļblicas, llevadas a cabo en el Palacio Legislativo de San L√°zaro.

 

La representante del Comité de Amnistía Internacional, Luz Marcela Villalobos Andrade, expuso que si la idea de la Guardia Nacional es un mando civil, no habría necesidad de hacer una reforma constitucional, pero si es jerárquica y operativamente a cargo de la Secretaría de la Defensa Nacional, se tendría que hacer mediante análisis y evidencia comprobada.

 

‚ÄúDesde la perspectiva de Amnist√≠a Internacional, el despliegue del Ej√©rcito y la Marina ha sido acompa√Īado de un aumento de quejas por graves violaciones a derechos humanos como tortura, desapariciones, ejecuciones y detenciones arbitrarias‚ÄĚ, indic√≥.

 

Las fuerzas armadas tienen un r√©gimen y entrenamiento apropiado, quiz√° para eliminar a un enemigo, pero no para realizar funciones policiacas, como son la protecci√≥n de civiles y el uso de la fuerza como √ļltimo recurso, agreg√≥.

 

Patricia Olamendi, de la Red Nacional de Refugios, afirm√≥ que la propuesta de crear la Guardia Nacional no tiene ning√ļn sentido, y hablar de militarizaci√≥n ha creado un clima pol√≠tico y de preocupaci√≥n, parece expresarse la intenci√≥n de establecer un r√©gimen en el que no se garantizar√°n los derechos humanos.

 

El dictamen, estim√≥, borra del mapa la posibilidad de tener polic√≠as civiles. ‚ÄúNo concebimos c√≥mo el art√≠culo primero constitucional, que precisa las garant√≠as individuales, no fue la base e idea principal de la reforma que se quiere avalar‚ÄĚ.

 

Subray√≥ la importancia de reconocer el concepto de seguridad humana y aplicarlo al contexto de violencia actual. ‚ÄúSe trata de entender c√≥mo se pueden usar otros instrumentos para garantizar la seguridad poniendo en el centro a las personas, y posibilitar al Estado la toma de decisiones y conformaci√≥n de pol√≠ticas p√ļblicas‚ÄĚ.

 

Tania Luna, consultora en el Sistema de Justicia Penal coment√≥ que los integrantes de las fuerzas armadas est√°n formados para abatir al enemigo, no para atender al ciudadano o cuidar su integridad; ni llevar una investigaci√≥n criminal, por ejemplo de violaci√≥n, como lo pretenden hacer con este dictamen de Guardia Nacional al darle facultades para investigar delitos del fuero com√ļn.

 

‚ÄúNo se debe seguir recurriendo al argumento de que la culpa es de las polic√≠as municipales ni seguirlas debilitando, por el contrario, se les debe fortalecer y profesionalizar por las condiciones infrahumanas en las que realizan y desempe√Īan su trabajo‚ÄĚ, argument√≥.

 

Javier Oliva Posada, acad√©mico de la Universidad Nacional Aut√≥noma de M√©xico (UNAM), plante√≥ la necesidad de analizar las pol√≠ticas de g√©nero al interior de las fuerzas armadas, b√ļsqueda y rescate, apoyo a la poblaci√≥n en situaciones de desastre, actualizaci√≥n y adiestramiento y nuevos roles de los efectivos de la Marina y Ej√©rcito.

 

El abogado Conrado López Hernández expuso que la Guardia Nacional en cualquier parte del mundo está constituida por ciudadanos, no por militares; inclusive debe ser superior a sus propias fuerzas armadas, y servir de contrapeso para una amenaza de golpe de Estado.

 

Mayra Hern√°ndez Maciel, representante de Mesa Metr√≥poli Monterrey, consider√≥ que la Guardia Nacional no implica el abandono de las polic√≠as estatales y municipales, por lo que se√Īal√≥ que estos niveles de gobierno no deben eludir su responsabilidad de tener mejores corporaciones.

 

José Alfonso Rodríguez Sánchez, representante de la Barra Queretana de Abogados, expuso que es primordial que, independientemente de la figura que se le quiera dar a este nuevo organismo de seguridad, se tendrán que atender los aspectos de la dignidad de quienes integran los cuerpos policiacos.

 

Julio Sabines Chesterking, especialista en Seguridad Nacional, afirmó que los niveles de impunidad y violencia requieren una acción improrrogable, por lo que las facultades de investigación que tendrá la Guardia Nacional reformulan completamente la manera en que el Estado atiende la impunidad.

 

Este nuevo modelo de seguridad, a√Īadi√≥, es respuesta innovadora a la ciudadan√≠a y un avance del sistema de procuraci√≥n de justicia; sin embargo, ‚Äúes necesario un cuerpo policiaco de seguridad intermedia, que atienda temas espec√≠ficos del fuero com√ļn.

 

David Pe√Īa Rodr√≠guez, coordinador jur√≠dico del Grupo de Acci√≥n por los Derechos Humanos y la Justicia Social, apunt√≥: no se puede negar que el efecto que ha tenido la presencia del Ej√©rcito y la Marina en labores de seguridad, han aumentado las violaciones a los derechos humanos en el pa√≠s.

 

‚ÄúNo se puede enfrentar la violencia pensando √ļnicamente en el uso leg√≠timo de la fuerza, sino se debe realizar una estrategia, donde la presencia del Ej√©rcito y la Marina est√© acotada y que se fortalezca la participaci√≥n de los entes civiles‚ÄĚ.

 

Javier Hurtado Gonz√°lez, presidente del Colegio de Jalisco, sugiri√≥ que el problema de inseguridad se debe enfrentar, por parte del Ejecutivo federal, con los instrumentos que se tienen, ya que ‚Äúno hay necesidad ni de desaparecer la Guardia Nacional, ni crear una nueva‚ÄĚ, sino hacer una polic√≠a de √©lite federal intermedia entre la de seguridad p√ļblica y la militar, capaz de responder contundentemente al crimen organizado y a la delincuencia.

 

Miguel Concha, director general del Centro de Derechos Humanos ‚ÄúFray Francisco de Vitoria‚ÄĚ, subray√≥ que la participaci√≥n de las fuerzas armadas en tareas de seguridad p√ļblica ha ocasionado graves violaciones a los derechos humanos, principalmente por el uso abusivo de la fuerza por parte de militares en contra de civiles. Consider√≥ que la Guardia Nacional debe estar integrada por corporaciones civiles y bajo su mando.

 

Ra√ļl Sapien Santos, presidente del Consejo Nacional de Seguridad Privada, coment√≥ que independientemente del nombre, la corporaci√≥n que se cree debe actuar bajo los m√°s estrictos protocolos de respeto a los derechos humanos y el control de la convencionalidad, de no hacerlo as√≠, ‚Äúno habr√° organismo que pueda hacer frente a los delitos que tanto aquejan al pa√≠s‚ÄĚ.

 

Bernardo León Olea, especialista en policías y justicia cívica, indicó que es absolutamente indispensable que las policías tengan facultades plenas de investigación, porque no se puede entender la labor policial sin esas atribuciones.

 

Finalmente, la ciudadana Mar√≠a Mirta dijo que la disyuntiva no es un mando militar o civil; lo √ļnico cierto es que la Guardia Nacional como lo est√°n planteando los diversos sectores no va a resolver el tema de la inseguridad, se est√° dejando fuera al actor central sin el cual no se superar√° la crisis de confianza, est√°n dejando fuera a la comunidad.

 

La diputada Aleida Alavez Ruiz (Morena) resalt√≥ que se hicieron muchos comentarios respecto a si es necesaria o no una Guardia Nacional y una reforma constitucional, ya que el mando es civil, y de c√≥mo la percepci√≥n del Ej√©rcito ha bajado a partir de su participaci√≥n en tareas de seguridad, y que necesitamos tener muy claro que si hay agresiones sufridas para mujeres y ni√Īas y trata, en ese sentido, ha sido precisamente con la intervenci√≥n de cuerpos militares.

 

Agreg√≥ que algo que se toc√≥ en todas las mesas, es que el dictamen sobre Guardia Nacional tiene que ser replanteado y se√Īal√≥ que se tomar√°n en cuenta todos los comentarios emitidos durante estas audiencias. ‚ÄúEsto va a ser parte de nuestro an√°lisis y dictamen en el pr√≥ximo periodo extraordinario‚ÄĚ.

 

Del mismo partido, el diputado Alejandro Viedma Vel√°zquez (Morena) reconoci√≥ la realizaci√≥n de las audiencias, pues en las 10 mesas de trabajo ‚Äúse escuch√≥ desde gobernadores, presidentes municipales, especialistas y otras sectores. Ha sido un buen ejercicio. Decir que no se mueve ni coma de un dictamen es categ√≥ricamente falso; la primera versi√≥n del dictamen es muy distinto a lo que se discutir√° en el periodo extraordinario‚ÄĚ.

 

X√≥chitl Nashielly Zagal Ram√≠rez, de Morena, se√Īal√≥ que la Guardia Nacional busca una mayor capacidad num√©rica para combatir el crimen y establecer el orden del pa√≠s, a trav√©s del profesionalismo policiaco. ‚ÄúSin embargo, sabemos que no basta la capacitaci√≥n en derechos humanos, sino que exista una evoluci√≥n y planes de estudio con un enfoque de g√©nero‚ÄĚ.

 

De la misma bancada, la diputada Mar√≠a de los √Āngeles Huerta del R√≠o resalt√≥ que la repetida acusaci√≥n de que la Guardia Nacional implica la militarizaci√≥n del pa√≠s y de que viola los criterios establecidos en la Corte Interamericana de Derechos Humanos, es falsa. Explic√≥ que no es militarizaci√≥n del pa√≠s porque tendr√° un mando civil a cargo del presidente de la Rep√ļblica y del secretario de Seguridad y la responsabilidad militar s√≥lo ser√° en materia de disciplina, formaci√≥n y otros aspectos del ordenamiento.

 

El diputado Javier Ariel Hidalgo Ponce, de la misma bancada, agradeció a los ponentes sus planteamientos, los cuales han sido importantes y productivos. Coincidió en algunos temas como la falta de una visión de género y violaciones de derechos.

 

Del mismo grupo pol√≠tico, el diputado H√©ctor Guillermo de Jes√ļs Jim√©nez y Meneses apunt√≥ que la Guardia Nacional ser√° con l√≠der civil y, de esta manera, tenemos confianza que se aprobar√° este proyecto porque se han sumado voluntades.

 

El diputado Felipe Fernando Mac√≠as Olvera (PAN) se√Īal√≥ que hay un grave vac√≠o y una laguna en el dictamen que es c√≥mo se va a policializar a los militares. ‚ÄúYo lo que veo grave en lo personal, es que no est√° estableciendo en el art√≠culo 21 una certificaci√≥n donde los militares realmente est√©n capacitados en materia de prevenci√≥n‚ÄĚ.

 

El diputado Rub√©n Moreira Valdez (PRI) estim√≥ que las audiencias p√ļblicas han sido muy √ļtiles, y hoy nos vamos con una nueva ruta que parece abrirse. ‚ÄúQue hayan estado los secretarios de la Defensa y de la Marina, fue un acto in√©dito. Tambi√©n el trabajo con los senadores, deja ver mucho inter√©s‚ÄĚ.

 

Por el PES, el diputado Iv√°n Arturo P√©rez Negr√≥n Ruiz afirm√≥ que la creaci√≥n de la Guardia Nacional es un esfuerzo integral, y no es la primera vez que se plantea. Tampoco es nuevo que no existan criterios que regulen la actuaci√≥n de las fuerzas armadas en coadyuvancia de las instancias civiles, ‚Äúlo que pasa es que en la realidad ni los gobernadores, ni los alcaldes han querido asumir la responsabilidad‚ÄĚ.

 

Silvano Garay Ulloa, diputado del PT, dijo que para problemas urgentes respuestas urgentes, y eso es la Guardia Nacional. ‚ÄúSe lleg√≥ con un dictamen y hoy se termina con otro, gracias a todas las opiniones recogidas, adem√°s, seguramente se modificar√° en el Pleno. Por eso nos vamos satisfechos‚ÄĚ.

 

La diputada Julieta Macías Rábago (MC) pidió hacer las cosas bien, por lo que propuso que se conozcan las leyes secundarias que le van a dar sentido, como la Orgánica de la Guardia Nacional, la del Uso de la Fuerza y la General de Registro de Detenidos.

 

La senadora Patricia Mercado Castro, tambi√©n de MC, destac√≥ que el cambio anunciado ayer sobre el mando civil de la Guardia Nacional muestra que hay posibilidades de un cambio. ‚ÄúEstas audiencias se cierran con broche de oro, porque conocimos distintas visiones sobre la seguridad en nuestro pa√≠s‚ÄĚ.

 

El senador Omar Maceda Luna (PRD) dijo que se retomar√° gran parte de lo expuesto en las audiencias; el objetivo no es polarizar, sino resolver el problema de seguridad. ‚ÄúLo que estamos viviendo actualmente en el tema del hidrocarburo es consecuencia de la inseguridad; busquemos todos juntos, legisladores, sociedad civil y acad√©micos, una soluci√≥n‚ÄĚ.

 

Su compa√Īera de partido, diputada Ver√≥nica Ju√°rez Pi√Īa, asegur√≥ que las propuestas han sido enriquecedoras; ya escuchamos ayer un avance sobre el mando civil, aunque nos parece insuficiente. Habr√° que ver los alcances de la definici√≥n que se plante√≥. ‚ÄúNos quedan dudas sobre si ser√° mando civil, militar o mixto‚ÄĚ.

 

La diputada Guadalupe Almaguer Pardo (PRD) afirm√≥ que si una poblaci√≥n ha sido violentada en todos los √≥rdenes, particularmente sexual, han sido las mujeres y ni√Īas de las comunidades m√°s pobres del pa√≠s, y resalt√≥ que en este foro no se contempl√≥ de manera integral el asunto de las v√≠ctimas mujeres asesinadas. Anunci√≥ que votar√≠a en contra de esta propuesta de dictamen.

 

--ooOoo--

 
Histórico hasta 2013
 
años:
| 2019 | 2018 | 2017 | 2016 | 2015 | 2014 |
 
meses del 2019:
| Julio | Junio | Mayo | Abril | Marzo | Febrero | Enero |
 
Histórico hasta 2013
 
-->
difusión
comunicación